jueves, 4 de abril de 2013

ACERCA DE LO OBSOLETO


      Obsoleto viene del latín y significa anticuado, caído en desuso, inadecuado en las circunstancias actuales.
            Enrique Silberstein solía recordarnos que el concepto de obsoleto y de obsolescencia adquiere su importancia mayor en el terreno de lo económico. Y no precisamente desde el punto de vista de las cosas materiales, sino desde el punto de vista mental. La cosa material obsoleta se cambia, desaparece; en cambio la mentalidad obsoleta supervive, se mantiene y se aferra. Y si se busca el desarrollo económico renovando sólo lo material obsoleto sin tocar lo mental obsoleto, entonces todo no pasará de ser un mal chiste, un continuo gastar guita inútilmente y un pasar de la desesperanza al hastío.
            Y, como diría Borges, esbozo conjeturas.
            Hace ya 38 años escribí un soneto, que por ser adecuado a las circunstancias de entonces, tal vez hoy pueda ser considerado obsoleto:
  

                                            SONETO CON BRONCA
  
Veo un país con palidez de anemia
en manos de malandras y de giles.
Y veo en él también otros perfiles
haciendo alarde de la esquizofrenia.

Veo un país con hombres agotados,
donde el que no labura es el que grita.
Un país que tan sólo habla de guita,
de ministros de turno y negociados.

Veo un país de timbas y quinielas,
de inútiles discursos y novelas.
Un país que es consciente de su hastío.

Y es por eso que hoy ando rechiflado.
Yo te hablé de un país que está pinchado,
y ese pobre país -viejo- es el mío.

Luis Alposta
Septiembre de 1975

"Soneto con bronca" Canta Walter Yonsky
Letra: Luis Alposta - Música: Carlos A. Erostarbe